One Logistic ve oportunidad en Automotriz mexicana


El proveedor de servicios logísticos, Onest Logistcs, revela proyectos para 2017 gracias a la cadena de valor de la industria automotriz de la República Mexicana.

La empresa de servicios logísticos, Onest Logistics, señaló sus intenciones de participar en la cadena de valor generada con la industria automotriz mexicana, de acuerdo a Rubén Imán, director general de la empresa.
El proyecto consistiría en la apertura de cuatro almacenes, tres en el Bajío y uno en Puebla, generando 500 nuevos empleos, para atender a proveedores del rubro que requieren el transporte de materias primas y la comercialización de sus productos finales.
“El sector automotriz está muy establecido y seguirá con sus planes de producción. La idea es captar algunos clientes Tier 2 (proveedores de los fabricantes) y un nivel más abajo, y crear un clúster para el desarrollo de insumos”, señaló en entrevista el director general de Onest Logistics.

One Logistic generaría 500 nuevos empleos

Incluso ante la cancelación de la planta que Ford tenía programada en San Luis Potosí, la empresa de logística reconoce áreas de oportunidades en el sub-ensamble de partes y almacenaje de proveedores de plantas automotrices como Audi, que abrirá en Puebla, y Toyota, en San Luis Potosí.
Onest, que principalmente atiende a los sectores de consumo y textil, proveyendo servicios a corporativos como Zara, cerró 2016 con un crecimiento en su facturación de 12%, por lo que para al cierre de año estima crecer entre 10 y 12%. “Habrá que añadir lo que logremos captar por el sector automotriz”, puntualizó Imán.
Onest Logistics es una empresa mexicana con presencia en 22 ciudades del país, y que emplea a 2,500 trabajadores. En diciembre pasado inició las operaciones de un nuevo Centro de Distribución ubicado en Tultitlán, Estado de México, para atender el sector de vinos y licores, que se sumó a los 30 centros existentes que tiene a nivel nacional.


Mantente informado con lo último de la industria automotriz mexicana en la página de Angel Mieres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *